Qué hacer si los Zapatos me quedan grandes

Publicada el
trucos zapatos grandes

La compra de vestimenta y calzado son momentos particulares que requieren de paciencia y evaluar la comodidad en el uso. En ese sentido, pueden ocurrir que los accesorios te queden holgados y preguntes qué hago si mis zapatos me quedan grandes.

En el artículo vamos a compartir algunas ideas y sugerencias para resolver esa circunstancia de manera simple, práctica y sin contratiempos. 

Que un calzado te quede grande puede resultar una situación incómoda y poco placentera. A veces al probarlos por primera vez los siente firmes y con el tallaje correcto. Pero, en ocasiones, con el uso frecuente y cotidiano algunos calzados empiezan a ceder y nos pueden quedar más grandes. Esto genera, a veces, lastimaduras, ampollas y desgastes en el material por el mal uso. 

Las recomendaciones básicas de quienes conocen el mercado y las tendencias del calzado es que sea del largo del pie en modelos abiertos. Y en el caso de modelos cerrados, medio centímetro de más sin usar calcetín.

A su vez, notar la comodidad de tu calzado es muy simple. Para eso, debes mover el pie en diferentes direcciones y si el zapato se mueve, la talla es grande. También puedes probar colocando dos dedos detrás del talón mientras los llevas puestos.

En el caso que los dedos entren bien entre el talón y el taco, tu calzado es grande. Otra forma es tener la sensación que los dedos aprietan la plantilla para sujetar y tener un andar más firme. Se debe tener mucho cuidado ya que esa práctica tiene posibilidades de lesiones y desgastes severos con el paso del tiempo. 

Trucos si esos zapatos nos quedan grandes

Si adquieres un par de zapatos y luego notas que en el andar son incómodos, quizas te surja la pregunta de qué hago si mis zapatos me quedan grandes. Frente a dicho interrogante, veremos algunas sugerencias para que puedas resolver el inconveniente de manera simple, sana y segura:

  • Consultar a un zapatero: pueden evaluar opciones de arreglos y ajustes para acercarlos a tu talle. También conocen ideas y técnicas que pueden servirte para que intentes acondicionarlos por tu propia cuenta.
  • Utilizar plantilla para calzado: es un accesorio que brinda comodidad y reduce el espacio entre tu pie y el zapato. Hay de diferentes materiales pero las de silicona ofrecen mayor confort. 
  • Refuerzos para zapatos: se trata de una especie de trozos de plantillas. En algunas ocasiones se colocan para que una lastimadura no toque con el zapato. También pueden servir para generar presión y reducir el espacio que sobra. 
  • Usar algodón: el algodón se adapta y amolda con facilidad a los espacios que haya entre el pie y tu calzado. 
  • Utilizar taloneras: son accesorios cuya función es reducir el número de la talla que sobra en el calzado. Para eso debe colocarse en el talón. 
  • Colocarse varios calcetines: te brindan calor en épocas frías y además por ocupar más espacio permite que el pie no se mueva tanto. 
  • Utilizar protectores de dedos: son fundas de silicona. Este accesorio recubre los dedos y genera que ocupen más espacio dentro del calzado. En el sitio de Amazon hay una gran variedad de artículos 

En el artículo repasamos las consecuencias que puede generar utilizar un calzado grande. A su vez, compartimos algunas propuestas que intentan aclarar qué hago si mis zapatos me quedan grandes.

Categorizado como Blog

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.